"DIALOGOS", comunicación simple para compartir / Weblog de interacción social, idea comunicacional desde Argentina / Recorriendo el año 10 ó el mes 120 / Edición MMXVII / Página central: dialogosenweb.blogspot.com.ar / Editado en 25 de Mayo (Bs.As.) ó en CABA / Expresión libre sin fronteras ni fines comerciales / Ubicables en Blogger, Facebook, Twitter y YouTube / "DIALOGOS", comunicación simple para compartir

Vergüenza

Consideramos que la sociedad veinticinqueña tiene muchas aristas para rescatar y recalcar, aunque la crítica constructiva debería ser más tenida en cuenta.

Nos preocupa leer y escuchar con sorna las cargadas que reciben los simpatizantes del Club Argentinos dada la mala experiencia recogida hasta el momento en el torneo futbolístico ‘Argentino B’.

Creemos oportuno resaltar desde nuestro lado la importancia que tiene la participación de la entidad ‘decana’ en dicho campeonato, por prestigio para 25 de Mayo, por experiencia y por consignas movilizadoras a favor del futuro.

Es muy sencillo no hacer y criticar, es un tanto más difícil fracasar y ayudar sinceramente. Quien no intenta nunca sabe hasta donde llega, por eso el aliento al emprendedor.



El español José Ortega y Gasset dijo "sólo cabe progresar cuando se piensa en grande, sólo es posible avanzar cuando se mira lejos".

Por eso, un tropezón parcial no es caída, y aunque los resultados deportivos no acompañan, el Club Argentino es el único en nombre de muchos veinticinqueños que está tangencialmente a tres categorías para aspirar a jugar entre los clubes ‘grandes’ de Argentina.

No importa ser ¨hincha¨ del club o un acérrimo ¨contra¨ para tratar de poner distancia a los hechos.

Rescatamos la intención de sumar, por ejemplo con instalaciones remodeladas en su campo de deportes y la voluntad dirigencial de hacer los cosas desde la mayor ubicación.

Muchos lo tomarán como utopía, aunque en la vida cosecha mejor sólo el que siembra.

A la larga todo suma a favor de no repetir errores, porque el pesimismo impone barreras y el optimismo mueve montañas, aunque entre algunos moleste (haciendo el paralelismo) este cambio ‘geográfico’.

Que el árbol no tape al bosque.